Translate / Traducir

21 de diciembre de 2016

Reparar óptica trasera Smart Roadster, deteriorada por la humedad. (2ª Parte)


Hola apasionados smarteros! 

Tras una veloz y breve visita a un centro de bricolaje, vuelvo con algunos materiales que necesitaré para completar la reparación de la óptica.

He comprado pintura en spray efecto espejo, apta para pintar sobre plásticos, silicona neutra de color negro para cuando llegue el momento de sellar la óptica. silicona termofundente para sellar el plástico translúcido de la luz de retroceso, que está despegada del resto del panel de policarbonato, y pegamento instantáneo tipo loctite, que finalmente no dio buen resultado por no tener poder de relleno para sellar el espacio que permite la entrada de agua a la óptica.


Lo primero que hice, es una limpieza a fondo con un cepillo, que me permitió descubrir que la carcasa de plástico está quemada por el calor que desprende la lámpara de posición y freno, presentando también una grieta que permite la entrada de agua al grupo óptico. 




Una vez limpia y seca, protegemos con cinta de carrocero los bordes que no queremos pintar de color espejo, y el resto de plástico negro, para que no se vea afectado por la nube de pintura.  Si tenemos algún pegamento tipo epoxi que soporte el calor, reparamos la grieta de la carcasa por dentro, y sellamos con silicona por fuera para asegurarnos que vuelve a ser estanca.

Tras agitar 2 minutos el bote de pintura espejo, procedemos a dar 3-4 capas delgadas, dejando unos minutos de tiempo entre capas, hasta lograr el acabado deseado. 

En la foto vemos el resultado. También podemos compararlo con el estado previo antes de pintarlo. No es perfecto,pero está bien logrado. Sobre esta pintura espejo no podemos aplicar laca para protegerla de la humedad, por lo que debemos intentar que la óptica vuelva a ser estanca.









En las siguientes  imágenes vemos el sitio donde la carcasa presenta una grieta, que debemos sellar.




Ahora pasamos a reparar el panel de policarbonato. Como siempre debemos empezar por una meticulosa limpieza. Para ello utilizaremos un cepillo suave y detergente. Del lado pulido solo lavaremos con una esponja suave para no rallarlo. 
Una vez limpio y seco, procedemos a sellar la periferia del plástico transparente de la marcha atrás con un pegamento tipo epoxi, ó uno específico para policarbonato. 





Como no estoy seguro si se trata de policarbonato ó metacrilato, utilicé silicona termofundente ultra strong de buena marca (no del bazar asiático más cercano), por el lado interior, y por fuera aplique una pequeña cantidad de pegamento para plásticos, que luego tuve que pulir para no arruinar estéticamente el faro.


La fisura que se produjo al intentar abrir la óptica, también la pegué, puliendo posteriormente tanto por el interior como por el exterior. 

Una vez reparada la carcasa y el panel translúcido del faro, procederemos al cierre y sellado hermético. Para esto yo he utilizado silicona neutra, pero si queremos que la unión sea más fuerte y definitiva, podemos usar sicaflex, Si al poner la silicona y alisarla con agua y jabón, invadimos parte del panel de policarbonato, podemos retirar estos excesos con una cuchilla bien afilada una vez que la silicona está bien seca. 


Así ha quedado la óptica tras la reparación y sellado:







Ahora sólo nos queda limpiar los portalámparas, probar que todas las bombillas funcionan correctamente y volver a montar la óptica en el coche. 

Aquí está el resultado:



No es como una óptica nueva, pero hemos recuperado tanto estéticamente como funcionalmente una óptica que estaba para desechar.